Demos la bienvenida a la Comunicación Emocional con los pacientes

El consumidor cada vez está más digitalizado y por lo tanto más informado. Cada vez está menos dispuesto a dar saltos de fe ciega al vacío, cuando contrata un servicio.

Necesita crear y fortalecer un vínculo de confianza que le den un mínimo de seguridad para dejar su salud en buenas manos. La confianza en la clínica dental, no se puede crear artificialmente como una nube de humo, el paciente recibe muchas señales que le indican que se encuentra en la clínica idónea, con los profesionales adecuados, que le ofrecerán la mejor calidad asistencial.

La clínica dental particular tiene que diseñar una estrategia enfocada a fidelizar a los pacientes y que no sean sensibles al precio. 

De esta manera estaremos obteniendo mayor rentabilidad a nuestro trabajo en la clínica, aseguraremos la viabilidad económica a medio y largo plazo y sobre todo nos estaremos protegiendo del duro ataque de la competencia. 

Las clínicas dentales que entran al juego de la guerra de precios, buscan resultados rápidos, lo que se traduce en tener muchos pacientes en poco tiempo, gracias a unos precios muy baratos y una elevadísima inversión en publicidad.

Esto se consigue sacrificando los márgenes. A pesar de tener la agenda llena de pacientes, de trabajar muchas horas a la semana, al final de mes no se alcanzan los beneficios esperados y no se tiene una cartera de pacientes fieles. 

OBSERVAR – ¿Que está ocurriendo?  

COMPRENDER – ¿Por que ocurre?

PREDECIR – ¿Que ocurriría?

COLABORAR – ¿Que debería hacer el equipo?

DECIDIR – ¿Que camino se debe seguir?

“Transformar los datos en información”
“Transformar la información en conocimiento”
“Optimizar el proceso de toma de decisiones”


El análisis estratégico, genera una potencial ventaja competitiva, para responder a los problemas del negocio: 

· Promociones u ofertas de servicios

· Entrada de nuevos competidores en tu zona

· Control financiero

· Optimización de costes

· Planificación del trabajo

· Análisis de perfiles de pacientes

· Rentabilidad de un servicio,…

La estrategia de distinción es la única base para un marketing dental exitoso. El objetivo de esta estrategia es la de conseguir una reputación de primer nivel. Los resultados de una estrategia de diferenciación no son inmediatos, pero son duraderos y sostenibles. 

La cartera de pacientes que se genera es más fiel a la clínica, aceptan mejor los presupuestos y serán los mejores prescriptores de nuestra clínica dental. 

Tenemos que llegar a su corazón, emocionar al paciente, a sus familiares y amigos“